La marca francesa de camiones Renault Trucks ha desarrollado una serie de acciones prácticas en consonancia con la responsabilidad que la empresa asume con respecto al medio ambiente. Producir camiones «limpios» en fábricas limpias, cuidar la calidad del aire y controlar la emisión del dióxido de carbono forma parte de este accionar responsable.

Las plantas industriales de Renault Trucks son eficientes en términos de energía y de recursos naturales: a través de diferentes iniciativas han logrado disminuir sus desechos líquidos y gaseosos. Sus herramientas de producción, así como los procesos industriales que se llevan a cabo para fabricar camiones, han sido pensado de manera tal que la producción de residuos sea la menor posible.

A partir de este accionar, Renault Trucks ha logrado generar un ahorro del 47% de energía por unidad producida entre el 2003 y el 2008, optando por tecnologías de alta performace e introduciendo iniciativas para motivar el comportamiento de sus colaboradores en materia medio ambiental.

La compañía también comprometida con el desarrollo de la producción de energía renovable; en particular, a través de la introducción de unidades fotovoltáticas en edificios y mediante la instalación de paneles solares y estacionamientos en ciertas zonas. La zona Vénissieux, en Rhone (Francia), fue el primer lugar de Europa donde se implementó una alternativa de incineración de fluidos para reducir los fluidos y detergentes usados. Limoges, también en Francia, es el único lugar en Europa con una actividad de servicios de intercambio cuyo principio general es «líquidos de desecho cero». La planta de Blainville, en Calvados, abrió en 2005 una nueva cataforesis y una unidad mástica que representan un paso significativo en lo que es tratamiento de superficies y administración de desechos. En 2009, en esta misma zona industrial que contiene una reserva natural, se abrió una nueva pinturería, lo que reduce el uso de solventes en un 25 %, y de electricidad en un 20%.

Un desafío: proteger la calidad del aire

La empresa logró progresar en materia de reducción de emisiones contaminantes de los motores de camiones de carga. Los estándares europeos mejor conocidos como «Euro», implementados en 1990, exigen que los fabricantes reduzcan sistemáticamente los niveles de emisión de contaminantes atmosféricos. Por esta razón, todos los vehículos fabricados desde octubre de 2009 cumplen con los estándares Euro5 y Renault Trucks ya se está preparando para estar a la altura del estándar Euro6, que se implementará a partir de 2013.

Con estas regulaciones, la emisión de los óxidos de nitrógeno así como de partículas por parte de los camiones ha disminuido entre un 70% y un 90% tomando los últimos 20 años como parámetro de comparación.

Respetar estos estándares requiere de un esfuerzo financiero y técnico considerable por parte de los fabricantes. Y para asegurar que sus motores alcancen los estándares recientemente aplicados, Renault Trucks optó por la tecnología SCR RCS (Reducción Catalizadora Selectiva), que convierte al óxido de nitrógeno en vapor de agua a través de una solución de urea que es inyectada en la línea de escape de gas calórico. Gracias a esta técnica, el motor conserva la performance del camión mientras reduce el consumo de diesel.

Un reto mayor: controlar las emisiones de CO2

Directamente asociado con el consumo de combustibles fósiles, las emisiones de CO2 contribuyen al efecto invernadero y es una de las causas del calentamiento global. Actualmente, controlar las emisiones de este gas es una de las mayores preocupaciones de la industria del transporte de mercancía e implica un doble reto: el de reducir el consumo de combustible fósil, por un lado; y el disminuir el uso de hidrocarburos para ahorrar recursos preciosos, por otro.

Renault Trucks ha dotado su línea de vehículos con una nueva generación de motores particularmente eficiente. Para ayudar a los transportistas a mejorar la rentabilidad, la marca ofrece soluciones Optifuel, un abanico de productos y servicios que incluye un curso de entrenamiento racional (entrenamiento Optifuel), una medición de datos de operación del vehículo y una herramienta de análisis (Optifuel Infomax), que permite un monitoreo detallado del uso y el consumo de diesel.

En 2009, la marca instaló en el mercado el Optifuel Premium: un camión Premium 4×2 (460 hp) de larga distancia Euro5 equipado con todas las opciones para mejorar el ahorro de combustible, acompañado de un entrenamiento Optifuel y de una Optifuel Infomax.

Finalmente, como parte de los esfuerzos de investigación, Renault Trucks ha desarrollado un laboratorio Optifuel, que ha probado que consumption gains in excess of 10% are possible through in-depth work on aerodynamics of the whole tractor and semi-trailer set.

Prensa Renault Trucks Argentina